Webgune honek cookieak erabiltzen ditu, propioak eta hirugarrenenak, zure nabigazioa optimizatu, zure nahietara egokitu eta analisi-lanak egiteko. Nabigatzen jarraituz gero, gure Cookieei buruzko politika onartzen duzu.

2022ko martxoak 14

Julián Romano Musika Eskolak bat egin du bakea aldarrikatzeko eta biktimekiko eta errefuxiatuekiko elkartasuna adierazteko ekimen global batekin

Asteazkenean, martxoak 16, ikastetxeko patiora aterako dira, ‘Himno a la alegría’ jotzeko

Estella-Lizarrako Julián Romano Musika Eskolak, Nafarroako elkartearen bidez, bat egin du Espainiako Musika eta Dantza Eskolen Elkartearen (UEMyD) ekimen solidario batekin, kalera atera eta musikarekin bakea aldarrikatzeko eta edozein gatazkatako biktima eta errefuxiatuekiko elkartasuna adierazteko.

Ukrainan bizi den egoera izugarriak eragin du mugimendu global hau. Lizarrako Eskolak bat eginen du datorren asteazkenean mugimendu horrekin, eta ikastetxeko sarrerako patioan joko du, 18:00etan, ‘Himno a la alegría’.

Musika- eta dantza-eskola askok bat egin dute ekimen honekin, bakea aldarrikatzen duten doinuak kalez kale jotzeko. Batzuk bihar asteartean eginen dute eta beste batzuk asteazkenean.

 

MANIFIESTO DE LA UEMYD

Estos días estamos viendo, consternados, lo que está pasando en Ucrania, donde las noticias hablan ya de miles de muertos y millones de refugiados que huyen del país dejando atrás sus vidas, sus recuerdos y, muchos de ellos, a parte de sus familias. Son las víctimas inocentes de una lucha de poderes que viola deliberadamente los derechos humanos y todo lo que representan. Porque, si bien la discrepancia es legítima, la imposición armada, la destrucción y el homicidio son absolutamente inadmisibles.

Por este motivo, desde la Unión de Escuelas de Música y Danza queremos manifestar nuestro más absoluto rechazo a esta u otras guerras, y a cualquier tipo de violencia sea allá donde sea, así como mostrar toda nuestra solidaridad con las personas que la están sufriendo. Familias, niñas y niños que están viendo arrebatadas sus ilusiones y sus esperanzas.

Tan lejos y, a la vez, tan cerca. Tan lejos, porque parece imposible, porque es incomprensible que una cosa así pueda estar pasando en nuestros días. Y tan cerca, porque es inevitable vernos identificados con todas las ucranianas y los ucranianos que sufren el horror de la invasión, y también con todos aquellos ciudadan@s rus@s que están siendo castigados o tienen que huir por no estar de acuerdo con su gobierno o han fallecido en una guerra que nunca debería haberse producido.

Nosotr@s no somos expertos en política ni en cuestiones geoestratégicas; somos músic@s, pero sabemos y queremos reivindicar con toda nuestra convicción que la Paz es un derecho irrenunciable, que la Paz es un derecho universal, que la Paz es la manera de entenderse, a pesar de las desavenencias, y que la Paz es el único camino hacia el futuro.

Que la música acalle las bombas y nuestros instrumentos sean las únicas armas, de las que broten notas para amansar el mundo con una melodía de PAZ.

 

NOTICIAS RELACIONADAS